No sé vosotras, pero a mi me encanta la idea del ritual antes de la concepción, ya que no podemos quedarnos embarazadas a la manera “antigua o tradicional” o cómo le queráis llamar, hay que crear ese momento especial, en cualquier momento, cualquier sitio. Creo que reafirmar la fuerza y conexión de la pareja antes de concebir es muy importante, bonito y mágico.

Hay muchas parejas de mujeres que realizan el ritual la noche anterior, una cena romántica en casa a la luz de las velas, música de ambiente, momento de compartir miradas y derretiros,..

Los momentos de conexión de cada pareja son únicos y las ideas interminables. Pero os voy a dar un par de ideas que espero que os gusten y pongáis en práctica, tanto cómo ritual pre-concepción o cómo detalle para mimar la pareja.

Una idea sería ir a dar un paseo romántico a algún sitio especial, de hecho, no hace falta que se un lugar concreto, lo importante es desvincularte de resto del mundo y tener un momento para ti y tu pareja ya que el momento de la inseminación no va a ser todo lo romántico e íntimo que nos gustaría (aún menos si se realiza en una clínica). Necesitamos crear ese halo de amor (sí, me pongo cursi, pero es lo que hay, estamos hablando de un momento importante y emotivo, no de ir a hacer la compra). Es bonito reafirmar el vínculo que os une, de una manera más intensa de lo “ordinario”, si puede ser, que dure hasta el momento de la concepción.

Escaparse un rato a la playa sería otra opción, a un río o un lago si tenéis alguno cerca, a mi el agua siempre me calma. Hablando de agua, sería un buen momento para daros un baño relajante, rodeadas de velas, aceites esenciales, un masajito casi a oscuras, sin móviles o interrupción alguna.

Ábrete y dile a tu pareja por qué le quieres, qué te gusta de ella, porqué quieres formar una familia con ella, déjale saber que es lo que sientes y lo que significa ese momento para ti.

Cómo he dicho, cada persona y cada pareja son únicas e irrepetible, así como todos los momentos que podéis crear.

Nosotras cuando hicimos nuestra inseminación en casa no habíamos oído sobre el concepto del ritual de concepción, de hecho nosotras decidimos que era “el momento” esa misma noche, por los resultados de las pruebas, etc..

En el momento en que lo decidimos, Doreen dijo que quería hacer algo especial, todo fue idea suya y me encantó. Puso música nativo Americana chill out, nos sentamos la una enfrente de la otra, nos dimos las manos y nos relajamos juntas, en silencio. Fue mucho más que relajarse, conectamos a una escala  diferente, a veces las palabras sobran y ese era uno de esos momentos.

La verdad es que inconscientemente es la vez que más energía pusimos en el momento pre-concepción.

En la clínica después de realizar la inseminación siempre tenemos unos quince o veinte minutos para nosotras, tiempo en el que nos damos la mano, las palabras vuelven a sobrar y yo vuelvo a llorar de la emoción (pero eso no se lo digáis a nadie).

¡Cómo siempre, podéis encontrar más info sobre nosotras en nuestra web y fotos diarias en nuestro instagram Deljourney!

Capítulo 1: La aventura de ser madres.
Capítulo 2: Eligiendo donante.
Capítulo 3: Inseminación en casa
Capítulo 4: La frustración de no conseguir el embarazo
C
apítulo 5: A por la siguiente inseminación
C
apítulo 6: A por el método ROPA

https://deljourney.wordpress.com/

Os esperamos.

Erika Sánchez y DELJourney

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies