El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, sorprendió en Halloween, a su equipo de trabajo y a un grupo de periodistas que lo esperaban en la Cámara de los Comunes en Ottawa, apareciendo disfrazado junto con toda su familia.

Él se caracterizó como Clark Kent, con un traje y la camiseta de Superman debajo, con las gafas y todo. Pero lo que más llamó la atención es que uno de sus hijos iba vestido de rosa y con falda. Hadrien, de tres años, se disfrazó de Skye, un personaje infantil de Paw Patrol que conduce un helicóptero y que muchos padres no dejarían llevar a sus hijos.

Trudeau no tiene ningún problema en que su hijo de vista de rosa y con falda porque es lo que quiere llevar. No hay que inculcarle el terror y el miedo a que los demás no te acepten. Si estás totalmente seguro de lo que quieres vestir, llévalo, y lo que digan los demás da igual.

Justin Trudeau, es realmente progresista y siempre ha participado en las manifestaciones del Orgullo de su país junto a su mujer y sus hijos.

 

 

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies