La lucha por formar una familia y por dar un hogar a niños que viven en orfanatos comenzó en 2017. Y tiene dos héroes: Ivo Segota y Mladen Kozic.

Esta es una pareja gay que vive en Croacia. Si bien es cierto Croacia ha hecho avances en materia de derechos LGTB, no son suficientes. Comparados con sus vecinos en la zona de los Balcanes, no va tan mal, puesto que desde 2014 se permiten las uniones homosexuales civiles, aunque sin los mismos derechos que los matrimonios heterosexuales, esto debido a la gran presión que la iglesia católica hace en el país mayoritariamente conservador.

Lee también: Por fin una pareja gay podrá adoptar a los 4 niños que cuida hace 5 años

Las parejas de lesbianas y las parejas de gays no podían acoger niños ni adoptarlos, a pesar de la cantidad de pequeños que están encerrados en orfanatos.

En 2017 Ivo Segota y Mladen Kozic comenzaron a hacer los trámites para acoger a niños, encontraron todas las puertas cerradas pero siguieron luchando con sus abogados. Tuvieron que luchar en Servicios Sociales, el ministerio de asuntos sociales y diferentes tribunales.

Lee también: Croacia se vuelca con las familias homoparentales después de una horrible quema de libros

Hasta que en febrero el máximo tribunal del país se posicionó a favor del amor y la igualdad, y determinó que las parejas del mismo sexo tenían los mismos derechos que las parejas heterosexuales para formar familias de acogida

Por eso desde hoy el hogar de esta luchadora pareja gay es más grande, y hay dos niños que empiezan a crecer protegidos por dos papás en lugar de hacerlo en un orfanato.

Lee también: Se lanza el primer libro para familias homoparentales en Croacia y ya está agotado

«Esto nos da esperanza de que nuestro país todavía puede cambiar», prosiguió. «No hay ningún niño que prefiera pasar un infancia en un orfanato en lugar de ayudado por adultos, incluso por dos hombres».

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.