Noruega acaba de celebrar su primera boda religiosa entre personas del mismo sexo. Desde el 1 de febrero, el Sínodo General de la Iglesia de Noruega permite que puedan llevarse a cabo bodas entre personas del mismo sexo. El Sínodo ya había aprobado en 2016 el matrimonio religioso igualitario, pero faltaba el último paso: ponerlo en práctica.

Los primeros en contraer matrimonio han sido Kjell Frølich Benjaminsen y Erik Skjelnæs, que llevaban 36 años siendo pareja. Y ahora están casados, por la Iglesia, gracias al nuevo lenguaje que la Iglesia Luterana de Noruega  ha adoptado en sus ceremonias.

Noruega fue el segundo país del mundo en legalizar el matrimonio igualitario civil en 2009, y ahora la congregación luterana del país se une a la de los protestantes franceses y a la de los presbiterianos americanos para formalizar también el matrimonio religioso.

Kjell y Erik, de 63 y 70 años respectivamente, se dieron el sí quiero en la parroquia de Eidskog delante de la pastora Bettina Eckbo.

noruega boda gay religiosa1

Kjell y Erik en un momento de la ceremonia

“Estamos un poco chapados a la antigua. Además, la fe cristiana es una parte importante de nuestras vidas”, han argumentado, al ser preguntados por las razones por las que dan el paso después más de treinta años de vida en común

“Ha sido divertido formar parte de algo tan acogedor. (Kjell y Erik) Representan los valores en los que se basa el matrimonio, la fidelidad y el apoyo mutuo en los días buenos y en los malos”, declaró la pastora Eckbo.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies