“Vente, vente, a la acera de enfrente”, “Qué demasiado, qué demasiado, todos los peligrosos nos hemos juntado”. Estas divertidas -muy estilo ochentero- y revolucionarias frases eran las coreadas en la primera manifestación del Orgullo de Madrid, allá por el  el 25 de junio de 1978, que reunió en torno a 8000 personas.

40 años después varias personalidades de la lucha LGTB que estuvieron y no estuvieron en aquel maravilloso hito han querido homenajearlo, saliendo a la calle para recordar que  hace pocas décadas manifestarse era un verdadero acto de valor y amor a la libertad. En una época donde todavía éramos “vagos y maleantes” en el Código Penal, y donde ser visible posiblemente te dejaba sin trabajo, tal vez sin familia, y fácilmente en la cárcel, fueron pocos pero ruidosos los que decidieron jugarse el pescuezo por la libertad. Y sin duda valió la pena. Hoy todos los que nos sentimos libres, y al menos mucho más libres que entonces, estamos emocionados y agradecidos por su valentía y sabemos que les debemos mucho. De 8000 hemos pasado a más de un millón de personas celebrando la diversidad por las calles de Madrid.

Marta Higueras, Rita Maestre, Begoña Villacís o Purificación Causapié (Ahora Madrid, PSOE y Ciudadanos) han querido estar en el homenaje como representantes políticos. Boti García, anterior presidenta de la FELGTB, y Ramón Linaza, protagonistas por excelencia de aquel inicio del movimiento LGTB, han andado junto a ellos el recorrido que hicieron aquel día de verano de 1978, desde O´Donnell con Menéndez Pelayo a través del Retiro.

Hace 40 años, un puñado de activistas decidimos convocar la primera manifestación del Orgullo en Madrid. El año anterior, en el 77, se celebró la primera manifestación en Barcelona, que desgraciadamente acabó con cargas de la policía en Las Ramblas contaba a los medios Linaza, quien facilitó su DNI entonces para que la manifestación fuera legal: “Nosotros quisimos que la manifestación fuera autorizada, y lo logramos. Solicitamos la autorización en nombre del Frente de Liberación Homosexual de Castilla, que es el colectivo que convocaba la manifestación” 

Hemos sufrido una injusta y cruel represión que nos condenó a las cárceles, a los psiquiátricos, a la burla y al ostracismo de los armarios sólo por ser como somos“, subrayaba Boti.

Los políticos Alonso Puerta y Josep María Riera Mercader fueron quienes autorizaron finalmente la marcha que cambió la historia de la capital de España. “La manifestación fue muy masiva para la época, muy diversa y alegre. Veníamos de una dictadura en la que la homosexualidad era reprimida, estaba todavía en vigor la ley de peligrosidad social, por la cual te podían detener y encarcelar sin juicio”. Linaza asegura que aquel día de hace 4 décadas fueron muchas las personas trans, uno de los colectivos más discriminados,y de mujeres feministas las que participaron en la manifestación. ) años atrás las legendarias revueltas de Stonewall (foto inferior) encendieron la mecha de una revuelta que no iba a parar, ni paró, hasta conquistar la igualdad de derechos sobre el papel y en la sociedad. Medio siglo después, Madrid es uno de los referentes mundiales de la conquista de derechos LGTB, si no el referente principal.

No olvidemos que venimos de una lucha muy dura”, ha recordado Boti. (Y) la lucha seguirá hasta “erradicar de la faz de la tierra” la homofobia, la bifobia y la transfobia, ha sentenciado Linaza. Estamos con ellos.

Fuente: EFE

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación y realizar tareas de análisis. Al continuar navegando entendemos que aceptas nuestra Política de Cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar