¿Cómo se hace una inseminación casera? ¿Qué pasos hay qué seguir? Si hay conocimientos que te faltan, este es el artículo que tienes que leer porque tengo casi un Máster en lo que a inseminarse en casa se refiere, llevo varios meses preparando la mía.

Escogí este sistema porque para empezar a buscar un embarazo me parece el procedimiento menos invasivo, el más íntimo. Si me resulta, estaré encantada. Si no, probaré en una clínica de fertilidad.

¿Qué pasos tienes que seguir?

  • Estudiar tus días fértiles:

Tienes que comenzar a estar muy atenta a tu ciclo menstrual. Actualmente existen decenas de aplicaciones para la regla que no solo calculan el día que te va a venir, sino que también los días en que estás ovulando.
Si tus ciclos son regulares te será más fácil calcularlo. Si eres de esas que nunca sabe cuando le viene la regla porque un mes te llega el día 28 y al siguiente al día 35, será un poco más complicado pero no imposible.

inseminacion-casera-ovulacion

Puedes comprar en la farmacia o a través de Internet tiras para medir la fertilidad. Y entre los días 8 y 14 del ciclo comenzar a hacer los test de orina para saber exactamente qué día del mes es el que te encuentras más fértil. Por ejemplo el mío es el 12. Es importante conocer este dato para encargar el semen en la fecha correcta. También puedes pedir hora para una ecografía con tu ginecólogo para que te indique el momento de la ovulación.

  • Tomar ácido fólico:

Cualquier mujer que se prepara para buscar un embarazo debe comenzar a tomar ácido fólico unos tres meses antes de éste. Ayuda a prevenir defectos de nacimiento de la médula espinal.

  • Elegir un banco de semen:  

Hay páginas webs donde hombres ofrecen muestras de semen para las mujeres que quieren embarazarse. A mí me parece un riesgo innecesario. Creo que la mejor opción es optar por un banco de semen donde nos aseguramos que el donante ha pasado las pruebas necesarias para descartar enfermedades y para asegurar que su semen es de alta calidad (indispensable para conseguir más fácilmente un embarazo). El banco de semen te da garantías que un donante particular en la red no.

  • ¿Cuánto quiero saber de mi donante?

Para mí éste es uno de los puntos fundamentales. Cryos International, el banco de semen más grande del mundo ubicado en Dinamarca, es el que entrega más y mejor información de los donantes. Puedes elegir entre donantes anónimos y no anónimos (esto quiere decir que si tu hijo tiene 18 años y quiere conocer la identidad del donante puede hacerlo). En ambas posibilidades puedes optar por tener un perfil básico (sabes la raza, el país de origen, el color de ojos, pelo, altura, peso, grupo de sangre, estudios) y ampliado, esto quiere decir que además de toda la información del perfil básico, puedes ver una foto del donante cuando era un bebé, escuchar su voz, ver el resultado de un test de inteligencia emocional, leer una impresión del personal del banco sobre el donante, saber a qué se dedica, ver su árbol genealógico y conocer más de sus pasatiempos y gustos.

Los donantes pueden tener muestras de semen con distintos tipos de motilidad (MOT), que es el número de espermatozoides móviles por ml. Lo recomendable para inseminarse en casa es a partir de MOT10. Y es importante siempre usar dos muestras que se introducen en el mismo momento. Aquí puedes encontrar más información al respecto.

  • Hacer el pedido de la esperma

Una vez que ya has seleccionado al donante que te gusta puedes hacer el pedido (incluso reservar con meses de antelación) para el día en que quieres que las muestras de semen salgan desde Cryos. Debes contar con que suelen tardar 1-2 días hábiles. Por ejemplo, si no sabes si estarás ovulando un martes o un miércoles, debes pedir que salga de Dinamarca el día viernes, para que así te llegue a casa el lunes o como muy tarde el martes y puedas tenerlo listo en el momento indicado.

Puedes elegir la manera en que te llegan las pajuelas de semen. O en hielo seco (dura 2 o 3 días) o en un tanque de nitrógeno, que dura 7 días (contando desde cuando sale de Dinamarca). Yo recomiendo esta última opción.

  • Hacer la inseminación:

Antes de hacer la inseminación comprueba (a través de las tiras de fertilidad que mencioné en el primer punto) que estás ovulando, para tener así las máximas posibilidades de éxito. Puedes hacerlo sola o pedir ayuda a tu pareja o a alguna amiga para que con la jeringuilla que viene en el kit de inseminación, puedas insertar el semen lo más cerca posible del cuello del útero. Ya que puedes hacerlo en casa, te aconsejo que pongas música y te relajes, que disfrutes del momento maravilloso, y que después de la inseminación te quedes media hora con las piernas en alto.

  • Devolver el tanque de nitrógeno:

Si has pedido las pajuelas en tanque de nitrógeno debes devolverlo antes de una semana después de usar las muestras. Ya viene con una pegatina preparada para mandarlo de vuelta a Dinamarca. Avisas a la mensajería para que lo recoja en tu casa o lo llevas tú a algunos de los lugares que te indican para enviarlo.

  • Relajarse y esperar:

El estrés y la ansiedad son los peores enemigos de la búsqueda de un embarazo. Una vez que finalices el proceso intenta hacer tu vida normal, disfrutar mucho y estar feliz. Eso sin duda es beneficioso para tu cuerpo y para obtener un buen resultado. ¡Mucha suerte!

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR