El ministro italiano de Familia ha condenado a padres del mismo sexo que conciben a un niño en el extranjero utilizando prácticas “prohibidas por el sistema legal [italiano]“.

El Ministro Lorenzo Fontana parece sugerir que los padres del mismo sexo que tienen hijos nacidos mediante gestación subrogada, que siguen siendo ilegales en Italia, no deberían ser reconocidos como guardianes legales en el país.

El estado actual del derecho de familia no puede explicar lo sucedido en los últimos meses en materia de reconocimiento parental, en términos del registro de niños concebidos en el extranjero por parejas del mismo sexo, el uso de prácticas prohibidas por nuestro sistema legal y que deberían permanecer como tales.

Los comentarios de Fontana se produjeron después de que una pareja de lesbianas de Turín tuviera problemas para reconocer a su hijo, nacido a través de la FIV (fecundación in vitro) en abril en Dinamarca. Después de que el caso recibió atención mundial, el alcalde de Turín decidió reconocer a ambas mujeres como madres legales del bebé, junto con los hijos de otras dos parejas del mismo sexo.

Pero el recién nombrado Ministro, quien es conocido por sus puntos de vista socialmente conservadores, se  negó a reconocer estas instancias, insistiendo en que las familias homosexuales “no existen” legalmente en el país.

 

Fontana fue nombrado miembro de su gabinete como parte de la coalición entre el partido de extrema derecha Northern League y el movimiento populista Five Star. El político de la Liga del Norte tiene una historia consistente de oponerse a los derechos LGBT, que fue objeto de escrutinio después de que fue nombrado para su nuevo trabajo.

Tengo muchos amigos homosexuales. Después de todo viví en Bruselas durante muchos años donde hay muchas personas homosexuales en puestos de gran poder. Soy católico, no lo oculto. Y es por eso que creo que la familia es la natural, donde un niño debe tener una madre y un padre.

En una entrevista concedida al respecto, el entrevistador le preguntó sobre cómo actuaría con los hijos de familias del mismo sexo, a lo que contestó: “¡Ah, por el amor de Dios! Nunca habrá ningún tipo de discriminación hacia los niños “.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación y realizar tareas de análisis. Al continuar navegando entendemos que aceptas nuestra Política de Cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar