Steve y Jessica Rold son padres de un niño y una bebé. De ser una familia anónima se han hecho famosos en las redes sociales por compartir una hilarante historia familiar.

Como ya saben todos los padres, compatibilizar el trabajo, la vida privada, y la responsabilidad de criar y cuidar hijos no es nada fácil. Y quienes además tienen bebés, saben muy bien de lo que hablo.

Pues bueno, como si estos padres no tuvieran nada más que hacer, a su lista de tareas diarias de responsabilidades se ha sumado una nueva: asegurarse de que su bebé, Clementine, parezca una chica y no un chico.

“Algunos de los profesores de la guardería nos han aconsejado a mi mujer y a mi que deberíamos pensar en vestir a nuestra niña con más vestidos”, contó Steve a Babble. Los profesores les recomendaron incluso que le pusieran lazos en su cabeza para que “los demás niños supieran que se trata de una niña”.

¿Qué os parece? De locos.

Estos padres, que no tienen conflicto alguno con el género de su bebé y su ropa argumentaron:”La mayoría de la ropa que mi hija viste es ropa que compramos para mi otro hijo y ha heredado”. Algo completamente lógico. “Si alguien cree que mi hija es un niño no nos ofende, ¿por qué tendrían que saberlo?”

Ante tal consejo por parte de la guardería, la madre de la niña decidió ‘trolear’ a los profesores de la manera más ocurrente. ¿No querían lazos? Aquí tienen el más original de todos:

¡Nos encanta!

6 Respuestas

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies