Este viernes se vota en Cuba el texto a la nueva Constitución y en él no irá la modificación que abría la puerta al matrimonio igualitario tras la oposición de parte de la Iglesia Católica y la Evangélica, entre otros. De momento, se veta a gays, lesbianas, bisexuales y trans a que puedan formalizar sus relaciones de pareja.

“La Comisión propone diferir el concepto del matrimonio, es decir, que salga del Proyecto de la Constitución, como forma de respetar todas las opiniones. El matrimonio es una institución social y jurídica. La ley definirá el resto de elementos”

VER: La nueva Constitución prohibirá discriminación por género

La actual Constitución (1976) hubiese cambiado un artículo en el que se define el matrimonio como la unión entre un hombre y una mujer por “unión entre dos personas con capacidad legal para ello” sin importar el género de los contrayentes.

Sin embargo, y según las redes sociales de la Asamblea en Twitter, en la nueva Constitución se incorporará un capítulo íntegro para la familia, donde se reconocen los vínculos jurídicos y de hecho, y el derecho de cada ciudadano de fundar una familia, sin distinción de su naturaleza.

VER: Fallo histórico en Cuba al conceder la custodia de tres menores a una pareja de lesbianas

Tendremos que esperar a ver qué dice ese artículo ya que según comentan en las redes sociales (desde las que se puede seguir todo el proceso) “en el Código de Familia deberá establecerse quiénes pueden ser sujetos del matrimonio”. Tenemos constancia de que se realizará un referendum popular de aquí a dos años a partir de una propuesta de disposición transitoria recogida en el propio proyecto para ver si el pueblo quiere o no tener una ley de matrimonio igualitario.

Será este viernes cuando se vote en la Asamblea Nacional del Poder Popular el nuevo texto para la Constitución Cubana y una vez aprobado será sometido a referendo el próximo 24 de febrero.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.