Seguramente el título de este artículo ya te deja un poco boquiabierto. ¿Que han expulsado a un chico del instituto por algo tan absurdo como pintarse las uñas? Pues sí. Te contamos la historia.

Trevor Wilkinson es un adolescente gay que ha sentido que desde que salió del armario en su instituto, la Escuela Secundaria Clyde, en Texas, a las autoridades administrativas y profesores no les ha sentado nada bien. Se trata de una escuela conservadora, sí, pero también estamos en 2020 así que hay ciertos conservadurismos que ya no tienen mucho sentido.

Lee también: La familia de un adolescente gay le celebra la «gayceañera» y es adorable

Después del festivo del Día de Acción de Gracia, Trevor fue citado por su profesor. Éste le comunicó que estaba suspendido por llevar esmalte de uñas.

El chico estaba atónito, y es normal porque las chicas sí que pueden usar esmalte de uñas, en el código de vestimenta del colegio no es que esté prohibido para todos los alumnos, no, sino que solo para los chicos.

Lee también: Una adolescente expulsada del colegio por su pastel de cumpleaños arcoíris

«Es homófobo y sexista», declaró Trevor cuando fue entrevistado, puesto que la polémica se agrandó hasta llegar a los medios. El director citó días después a Trevor y le dio la opción de sacarse la pintura de las uñas y poder volver a clases o no sacársela y hacer clases de manera online. ¡Muy fuerte».

Trevor eligió no quitarse el esmalte.

Ya en casa decidió compartir su historia con una petición en Change.org:

«Hola, mi nombre es Trevor Wilkinson y soy un estudiante de último año en Clyde High School. Hoy obtuve ISS (suspensión en la escuela) por pintarme las uñas. Me dijeron que seguiré recibiendo ISS hasta que me los quite. Es un doble rasero completo porque a las niñas se les permite pintarse y hacerse las uñas. No solo eso, sino que la libertad de expresión es una validación suficiente para que el código de vestimenta y la política no estén bien. Soy un hombre gay y estoy más que orgulloso. Esto es injusto y no está bien. Ayúdame a demostrar que está bien expresarse y que la identidad que la sociedad quiere normalizar no está bien. Soy un humano. Yo soy válido.

No debería meterme en problemas por hacerme las uñas. Firma y comparte esto para que personas como yo no tengan que lidiar con esto nunca más. Es hora de un cambio y ese momento es ahora. Gracias;)

La petición de Trevor ya ha sido apoyada por más de 220 mil personas. Si tú también quieres apoyar a Trevor, puedes firmar aquí.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Trevor Wilkinson (@trevormichae1)

Una Respuesta

  1. feminiateo

    Ante las muestras de LGTBfobia como la que ha sufrido este chico, debemos construir movimientos más fuertes, donde la gente se relacione de una manera más estrecha y para ello, tenemos que dejar atrás esa época de individualismo exacerbado de la que venimos. Son muy positivas también las alianzas con los feminismos. Las personas que no respondemos a lo que el heteropatriarcado esperaría de nosotras tenemos que estar más organizadas, al menos tanto como la gente conservadora, que se reúne un rato todos los fines de semana en sus templos. En torno a una nueva religión atea/agnóstica, no dogmática, feminista, antirracista, ecologista y aliada de los movimientos LGTBIQ, lo conseguiríamos, y seguramente se formarían muchas comunidades. En infinito5.home.blog escribo sobre ella.

    Responder

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.